Su Marca No Es Lo Que Usted Piensa Que Es

Esta página también está disponible en: English (Inglés)

Hablemos de SENTIMIENTOS…

Si nos fijamos en los titulares de mercadotecnia y negocios de hoy en día, hay mucha charla sobre MACRO datos. Es algo que está en todas partes. Esto me obligó a tuitear recientemente lo siguiente: «Todo gira en torno a los MACRO datos en estos días, pero nunca debemos olvidar los puntos de contacto humanos de los negocios, eso es lo que los consumidores recuerdan de su marca».

Este tweet provocó una gran discusión; el seguimiento incluyó estas preguntas: ¿cómo llega su marca a las personas? ¿Cómo comunica la promesa de su marca a sus clientes? ¿Cuáles son las expectativas de sus productos y servicios? Sorprendentemente, muchos no tenían la respuesta… y las respuestas a estas preguntas son realmente la clave de su marca.

¿Qué es exactamente su marca?

Su marca NO se trata de macro datos, de su declaración de misión, del tweet o el mensaje de Facebook inteligente, de su producto, sitio web o incluso de un anuncio en la televisión. Su marca es mucho más que eso.

Su marca ES sobre los sentimientos que la misma provoca en los consumidores.

Su identidad de marca se deriva de una combinación de cómo desea que se perciba su marca y cómo se percibe realmente. El valor de su marca equivale a las emociones y los apegos que su mercado objetivo siente hacia su marca.

En pocas palabras, una de las claves más importantes para el éxito en la marca es si /cuándo su consumidor tiene una conexión emocional con su marca. Si estos sentimientos son positivos, esto aumentará su compromiso con el cliente y, en última instancia, las ventas.

Como propietario de un negocio, ser capaz de generar este tipo de conexión emocional no tiene precio. La entrega de esta emoción creará relaciones duraderas. Dado que cuesta menos hacer crecer un negocio con clientes existentes que adquirir un nuevo cliente, cultivar las conexiones emocionales es bueno para el resultado final.

Cultivando sentimientos en los negocios

Sí, se trata de sentimientos, algo que no discutimos lo suficiente en los negocios.

Tomemos, por ejemplo, la icónica compañía Goya, una marca estadounidense confiable y querida. ¿Por qué ha tenido tanto éxito en el mercado hispano y en general en los Estados Unidos? Porque en el corazón de la marca está el credo «Si es Goya, tiene que ser bueno». Si compra productos Goya, desde frijoles enlatados hasta plátanos dulces congelados, el consumidor está seguro de que está comprando buen sabor y calidad constante, y esto crea una buena sensación que proviene de la seguridad y la confianza.

A muchos hispanos de los EE.UU., les recuerda el hogar, les trae memorias de comidas compartidas, sabores, olores, etc. Y esas conexiones fuertes e indelebles son invaluables para la marca. ¿Y qué ofrece esta fuerte conexión? No solo repetición en la compra, sino también el santo grial de todas las marcas, que es la lealtad y la defensa hacia su marca.

Si usted aún no cree que los sentimientos sean importantes para su negocio, ¿qué le parece esto? Más del 50% de la experiencia se basa en emociones, y las emociones dan forma a las actitudes que impulsan las decisiones y conductas de compra. Agregue a esto la importancia de la «compra colaborativa» entre los Millennials y el mercado hispano de los EE.UU., y así podrá ver a dónde nos dirigimos con esto.

Página Siguiente: Redes Sociales